Publicado el Deja un comentario

Capuchino o Cappuccino, se disfruta igual.

Café Cappuccino

¿Que es un Capuchino?

 El capuchino o Cappuccino, tiene dos teorías para su nombre, aunque ambas derivan de los frailes Capuchinos. Una de las teorías atribuyen el nombre de la bebida por el color de los hábitos de los frailes. La segunda teoría supone que se debe a la apariencia del café que guarda similitud con la tonsura (círculo de piel rodeada con un aro de cabello castaño) de los frailes. Cual sea la razón su historia es la siguiente: Se dice que los Vieneses usaron los sacos de café abandonados por los Turcos luego de la batalla de Viena. Ellos preparaban la bebida con miel y crema originalmente, así suavizan el sabor del café, esto le otorgaba su color característico. La receta original es muy artesanal, ya que la máquina de espresso fue patentada en 1901 por Luigi Bezzera alrededor de 218 años después de lo relatado.

café Capuccino
Delicioso Capuchino con receta Concafé

Una interesante historia para compartir con un capuchino ¿No?.

     Pues existe más algo más, y es que el capuchino posee variables creativas al igual que el espresso, y si bien la receta original no lleva cacao o canela, muchos poseen ideas equivocadas de la receta. Desmintamos algunas

  1. El nombre del café no tiene nada que ver con los monos capuchino. Si bien el nombre del mono comporta orígenes con el café, ambos no guardan relación alguna.
  2. No es obligatorio el uso de una máquina de expreso para la elaboración del capuchino, la receta se inventó muchos años antes de que existiera la máquina profesional.
  3. La receta original es con miel y crema, el uso del cacao fue añadido después a la receta.
  4. No es obligatorio el uso de un espresso, puedes hacerlo a base de un café intenso.

Capuchino en casa

 Capuchino Perfecto  con las Tres Recetas de oro y usando el método Concafé.

Vamos a dejar en alto la tradición, hoy veremos tres recetas de capuchino, sin variar su sabor, solo el método. 

Capuchino en casa
Un rico capuchino en casa

El primer Capuchino.

Nos basaremos en la primera receta y en cómo pudo haber sido. segun la epoca podemos obtener algunas conjeturas, pero principalmente nos basaremos en los hechos. para este café aprovecharemos un grano de tostado oscuro como un concafé gourmet en grano, o también podemos usar el Gourmet molido de concafé. También ubiquemos un poco de miel y crema de leche. ahora si, a encender la leña y preparar la olla de arcilla… Ok no es literal.

  • Para iniciar molemos el café a una granulometría medio, un molido fino en cristiano simple. o bien podemos usar un concafé Gourmet que ya posee estas características
  • humedecemos con agua caliente nuestro café, usando para humedecer unos 2 ml por cada gramo de café
  • preparamos el café con nuestro método de extracción preferida, ojo sin azúcar. si aún no he dado las proporciones, es debido a que esta receta debe ser lo más artesanal posible, por esto debemos basarnos en proporciones, es decir para una taza de café usa al menos tres tazas de leche y cuatro cucharadas de miel.
  • ¿Listos con el café? ahora mientras batimos agregamos dos de las tres tazas de la crema de leche, batimos un poco más y llevamos a fuego bajo un poco más.
  • Mientras calentamos el café, mezclamos la última taza de leche con tres cucharadas de miel batimos con mucho entusiasmo, o usamos una licuadora (es trampa, pero ya quiero beber este delicioso café).
  • mezclada e integrada la crema de leche con la miel,decoramos con la última cucharada de miel las tazas en las que serviremos, añadimos el café caliente a las tazas y vertemos suavemente en el café, a este punto es como un tetero muy cremoso.

Receta con sabor a hogar.

 Esta es una receta muy parecida a la anterior, solo debemos variar algunos ingredientes, y añadir otros. No usaremos miel, a menos que te guste endulzar de forma más natural, o tu dieta te lo exija. Porciones para cuatro tazas de 125 ml mantén a la mano, azúcar refinada (90 gramos o entre 5 y 6 cucharadas de miel pura), leche en polvo (135 gramos no apto para intolerantes “a menos que usemos leche de una vaca de soya… he… he… Un mal chiste para romper el hielo”). 45 gramos de café concafé intenso (medida ideal para 4 tazas). 60 gramos de cacao en polvo, 10 gramos de canela en polvo, vainilla y 50 ml de crema de leche.

  • Empezamos por preparar 400 ml de leche caliente, diluyendo los 135 gramos de leche en polvo, mientras la misma calienta añadimos la vainilla y batimos suave y constantemente.
  • PASO ESPECIAL pasamos la leche por una prensa francesa para espesar y hacer algo de crema y espuma.
  • al mismo tiempo preparamos al menos 100 ml de café concafé intenso usando los 45 gramos, parece una medida fuerte, pero el café será disminuido en grandes porciones de leche por lo que debe ser lo más intenso posible, recuerda que no debe llevar azúcar.
  • Servimos el café en cuatro tazas de 150 ml agregamos el azúcar o la miel, añadimos la leche porcionada de forma homogénea para dejar la parte más espesa al final
  • usando la porción más espesa de la leche, añadimos 30 gramos de cacao y volvemos a presionar con la prensa para integrar. añadimos con cuidado muy despacio para no mezclar en el café.
  • decoramos con canela y el cacao restante y sirve. un delicioso capuchino en casa.
Capuchino concafé
Una receta muy interesante de capuchino al estilo de concafé

Cappuccino como un profesional.

Espresso Capuchino
Cappuccino como todo un profesional del barismo

  No vamos a enrollarnos, usaremos una máquina de expresso, leche completa, cacao en polvo, canela, azúcar extra fina y vainilla.

  • Procedemos a realizar un espresso… (¿no sabes cómo hacer un espresso profesional? ve a nuestro recetario o a nuestro blog y cheka nuestra receta). Sirve en una taza Moka o taza mediana.
  • Apoyado en la máquina de expresso, prepara 100 ml de leche al vapor y espuma, sirve en una jarra dosificadora.
  • Vierte la leche y la espuma suavemente para evitar que la espuma salga junto con la leche y obtener la cremosidad para el acabado.
  • Usa el cacao y la canela para decorar, prepara un poco de azúcar en vainilla y sirve.
Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *